Día 14: Narita maratón

El diario de Maryam: 'Lo que no tengo a quien contar'

23 de agosto de 2016

Día 14: Narita maratón

Hoy nos levantamos temprano para llegar con calma al aeropuerto. Teníamos que coger un cercanías y luego un tren exprés al aeropuerto. Salimos del apartamento a las 8. Hora punta nipona. Ya en el trayecto a la estación veíamos a todo el mundo a paso rápido. La entrada en la estación era un corre caminos.

Pasamos con éxito el primer tramo. Ahora teníamos que hacer transbordo al Narita exprés, la velocidad de la gente era aún mayor que en la otra estación, cruces en zigzag por mil salidas, si te parabas te arrollaban. Nosotras las únicas occidentales en medio de aquel tumulto. Respiramos hondo y cogimos siguiendo la señal del avioncito (una de mis señales preferidas en cualquier parte del mundo, incluso en la M30 de Madrid. Me ha sacado de más de un apuro) con la lengua fuera llegamos al andén en el momento que el tren iba a salir, con un salto de pértiga maleta en mano cogimos el tren. Una hora de trayecto y llegamos al limpio e inmaculado Aeropuerto de Narita.

Algún día escribiremos un relato de cómo sobrevivir en los viajes sin mirar guías y seguir horarios, sólo a golpe de potra.

Dejamos Tokio con lluvia torrencial y el tifón merodeando. Ahora nos vamos a Milán a cenar con mi querido amigo Marco y poder descansar un poco antes de llegar a Madrid.

Sayonara Japón, volveremos.

Publicado en El Diario de Maryam | No hay comentarios »